Lucena

El Ayuntamiento de Lucena se compromete a comunicar eventuales cortes del suministro de agua

Martes, 26 Julio 2022 13:58 Redaccion 
Una avería en las redes de Emproacsa, causa de la interrupción del suministro de este lunes
Sede de Aguas de Lucena. Sede de Aguas de Lucena.
Una avería, la tercera en un mes, en las infraestructuras hidráulicas de Emproacsa, la empresa provincial de aguas de Córdoba, motivó la caída de la presión, este lunes, en multitud de zonas y barrios de Lucena y provocó, también, la interrupción del suministro en numerosos sectores del casco urbano.

Las sucesivas incidencias en las conducciones de Emproacsa, algunas por el deterioro de sus canalizaciones y otras por causas externas, como las labores agrícolas, han reducido el nivel de los depósitos de esta sociedad pública que, desde el Pantano de Iznájar, surte tanto a Lucena como a otros municipios de la zona sur de la geografía cordobesa.

En estos momentos Emproacsa envía agua a Lucena, cada día, durante 16 horas, entre las diez de la noche y las diez de la mañana y, posteriormente, entre las dos y la seis de la tarde. En condiciones normales de reservas de agua, este ciclo aumenta hasta las 18 o 19 horas cada jornada.

El menoscabo producido ayer lunes en sus redes obligó a cortar el abastecimiento, en alta, dos horas antes de las diez de la mañana.

Esta alteración, unida, también, a la escasez de nivel en los depósitos municipales de Lucena, tanto en El Cahíz como en La Calzada, forzó a aminorar el caudal enviado a las viviendas y, a partir de esta decisión imprescindible, surgieron los demás problemas. Juan Pérez, alcalde de Lucena, ha relatado que “nosotros bajamos la presión y “no debe provocar mayor alteración, no la pérdida de agua, sí menos presión en el grifo”. En esta tesitura, “desgraciadamente las tuberías cogieron aire, es un grave peligro, podrían romperse tuberías de la red propia del Ayuntamiento y hubo que forzar un poquito más, y hubo viviendas a la que ya no llegaba el agua”.

El alcalde lucentino ha indicado que el corte total del suministro únicamente afecto a ciertas calles de la parte alta de la localidad.

La avería detectada ayer ya ha sido solventada y, en principio, si no sobrevienen más incidentes de esta tipología, ha sostenido el alcalde, no deberían ocurrir más paralizaciones del abastecimiento de agua.

De forma implícita, Juan Pérez ha reconocido el error, denunciado por vecinos y grupos políticos, expresamente Ciudadanos, de no informar a la población. En este sentido, ha indicado que “puede ocurrir que, si hay una nueva avería, tengamos algún problema” puesto que los recursos municipales “no tienen los recursos que podrían tener, si no hay tres averías consecutivas”. En este caso, ha dicho Pérez que “sí quiero anunciar que, en todo momento, si eso vuelve a suceder” habrá una “línea de comunicación constante con la ciudadanía, para que decisiones se van a ir tomando, sobre la marcha, en función de lo que suceda”.

La sequía crónica, además, aparte de las pérdidas y fugas por el deterioro de las conducciones, ha hecho decrecer, de forma significativa, también, el agua que se traslada a Lucena desde el Manantial de Zambra.