Lucena

La tormenta provocó "el colapso" en algunos puntos de Lucena y tres vidas estuvieron en peligro

Miércoles, 22 Septiembre 2021 16:56 Redaccion 
La primera estimación de daños materiales alcanza los 500.000 euros y el Ayuntamiento ya libera 200.000 euros
Destrozos en Camino de Las Fontanillas de Lucena. Destrozos en Camino de Las Fontanillas de Lucena.
Es el día después, en Lucena, de una tormenta incontenible, la más agresiva de las últimas décadas,  que desparramó unos 60 litros -han subido los cálculos- por metro cuadrado. Las primeras estimaciones cifran en medio millón de euros la cuantía de los daños ocasionados, en múltiples sectores del término municipal, por este aguacero tan potente como duradero.

El Ayuntamiento ya ha redactado sendos decretos motivados por esta tromba de agua que ha anegado viviendas, cocheras, sótanos, establecimientos comerciales, zonas agrícolas e instalaciones industriales.

Uno de los decretos propicia la ejecución, por vía de urgencia, de actuaciones inaplazables como la reparación en la red de saneamiento y de la calzada en la calle Hoya del Molino. La obstrucción inexorable de la canalización ha destrozado el asfalto, provocando un socavón impactante que ya es una de las imágenes perpetuas de esta tormenta histórica. Otra resolución municipal sustenta la aprobación de transferencias de crédito por valor de 200.000 euros para comenzar a sufragar los gastos de limpieza y subsanación de desperfectos en infraestructuras públicas y municipales.

El alcalde, Juan Pérez, que ha expresado su gratitud a las instituciones, entidades y responsables técnicos que se han implicado en las tareas de retirada de lodo y limpieza de las calles, caminos rurales y otros entornos, ha solicitado “paciencia” a los ciudadanos y ha manifestado que se intenta restituir la normalidad en el menor plazo de tiempo posible.

Ha señalado el alcalde que “ayer cortamos tres carreteras secundarias, hoy ya está restablecido el tráfico en esas carreteras”. Por lo demás “seguimos trabajando para restablecer la normalidad lo antes posible, para poder sobreponernos a una situación tremendamente complicada", puesto que la lluvia torrencial vertió “en torno a 60 litros por metro cuadrado, en una hora y media, todo el sistema, a pesar de que ha funcionado bien, se ha colapsado en determinados puntos”.

La barriada Santa Lucía, sobre todo, las calles Palenciana, Encinas Reales y Benamejí; la calle Los Velones; el entorno de La Camila y Los Piedros; y la zona de Las Fontanillas, aparte de la calle Hoya del Molino y la calle Plaza de la Barrera, son algunos de los puntos donde se concentra aún una mayor cantidad de barro y los desperfectos materiales adquieren una dimensión superior.

A última hora de la noche de ayer, en la calle Plaza de la Barrera, operarios de Aguas de Lucena terminaban de reparar una fuga en la red pública de abastecimiento que redujo, drásticamente, el caudal y provocó, también, el corte del suministro en los sectores este y sur de la localidad.

En Los Piedros, La Camila y Campo de Aras son las superficies de carácter agrícola donde se contabilizan, a priori, más menoscabos en la cosecha, sobre todo en Los Piedros y La Camila. En Los Piedros, precisamente, se temió alarmantemente por la integridad física de tres personas. Una de ellas quedó atrapada en la parte superior de una casa, cuando el río Anzur discurría con un caudal elevado a dos metros y, otras dos, hubieron de salir precipitadamente de un coche que segundos después fue arrastrado por la corriente densa de agua.

Entre 80 y 100 personas, de diferentes administraciones, conforman, desde anoche, el dispositivo de emergencias coordinado y organizado por el Ayuntamiento. A estos trabajadores se añaden cuatro empresas especializadas, con palas y maquinaria pesada.

El concejal de Servicios Operativos, César del Espino, ha explicado hoy que las dos presas construidas en trayecto del arroyo del Maquedano han sido adecuadas y saneadas en los dos últimos años e incide en que la lluvia sobrepasó la capacidad física de esta infraestructura.

A este respecto, el concejal socialista ha detallado que “una vez que esa presa, un poquito por encima de la rotonda de subida al Santuario, rebosa, cae a una segunda presa, más pequeña, en el Llaanete de los Dolores”. A partir de ahí, “si rebosa también esa o tiene más carga de la cuenta, envía toda esa agua, lodo y lo que haya ahí, a la canalización del Maquedano”. Del Espino ha subrayado que “durante dos años seguidos se ha limpiado el Maquedano y los puntos más vulnerables del río Lucena”.

La Policía Local de Lucena atendió hasta 280 avisos telefónicos y el Servicio de Emergencias 112 gestionó más de 40 incidencias. También hubo llamadas de alertas desde Moriles y Puente Genil, donde, sobre todo en esta última localidad de la Campiña Sur, también hubo serias complicaciones por la brusca y tenaz lluvia.

La arrolladora tromba de agua bloqueó, en los primeros momentos, todos los accesos a Lucena y los cruces y provocó, también a causa de los desbordamientos, cortes del tráfico rodado en las carreteras A-318 y A-3131 y, también, las carreteras del Santuario y del Calvario. El tráfico ha sido restablecido en todos estos puntos.