Osuna

El juez Calatayud: “El acoso escolar se tapa mucho por los centros educativos”

Jueves, 05 Octubre 2017 19:50 Redaccion 
El magistrado destaca resoluciones que condenan a los colegios como responsables civiles subsidiarios
El juez Calatayud: “El acoso escolar se tapa mucho por los centros educativos”
El juez de menores Emilio Calatayud ha sido protagonista este jueves en la segunda jornada de los Cursos de Otoño de la Escuela Universitaria de Osuna. El magistrado, que genera controversia por determinadas declaraciones, ha abordado el problema del acoso escolar. En su opinión, cada vez se denuncian más casos pero no llegan a las autoridades todas las situaciones de ‘bullying'.
 
En su opinión, "se tapan casos en los centros educativos" y falta concienciación sobre el impacto de este problema en las aulas por parte de padres y docentes.  El magistrado reconoce que es difícil probar “la tortura psicológica” que sufren las víctimas de este acoso, hostigamiento por parte de compañeros de clase o del centro.




Calatayud advierte además de que se están viendo casos a edades más tempranas, en niños y niñas de solo ocho años.
 
El jurista ha destacado en este campo que se han dictado resoluciones que condenan a los centros educativos a pagar una indemnización como responsables subsidiarios, y aunque hayan desarrollado los protocolos de intervención.
 
El juez de Granada ha tratado otro problema en aumento: los malos tratos de hijos a padres. Aunque intervienen mediadores para buscar una solución, en ocasiones es inevitable que los casos lleguen al ámbito judicial. El magistrado recomienda a los padres denunciar a sus hijos cuando la situación es insoportable, se vive un infierno en casa. “Es preferible denunciarlo por maltrato cuando es menor que echarlo cuando es mayor”, indica Calatayud.

 
¿Por qué se producen estas agresiones verbales y físicas hacia los padres? El magistrado enumera varios motivos: la pérdida de autoridad en casa, la adicción a móviles y tecnología y el consumo de drogas, cannabis. En estos casos suele aplicarse la libertad vigilada para enmendar el comportamiento de estos adolescentes.