Lucena

Cecilio Barroso censura por "salvaje y tremendo" el concierto de música electrónica en la Cueva del Ángel de Lucena

Lunes, 31 Diciembre 2018 12:33 Redaccion 
La junta de gobierno local autorizaba por unanimidad este acontecimiento, que incluyó resplandeciente iluminacion, organizado por Weekend Prooms
Interior de la sima de la Cueva del Ángel. Interior de la sima de la Cueva del Ángel.
Descomunal indignación y escéptica consternación entre la Fundación Instituto de Investigación de Prehistoria y Evolución Humana por la celebración de una actuación musical y una grabación audiovisual en la sima de la Cueva del Ángel de Lucena el pasado jueves 20.

A petición de la asociación Weekend Prooms, la junta de gobierno local, con un informe favorable del arqueólogo municipal, autorizó por unanimidad, este acontecimiento.

Mesas de sonidos electrónicos y potentes luces refulgentes penetraron y se instalaron en este yacimiento paleolítico preneandertal. Cecilio Barroso, presidente del organismo privado facultado y responsabilizado del análisis de los restos arqueológicos y director de la excavación, ha tildado estos hechos de “tremendos y bastante salvajes”. Desde esta entidad emitirán un comunicando expresando su malestar y contrariedad a las autoridades competentes.

Barroso ha manifestado a SER Lucena que “hacer un acto de estas características, en un lugar cuyo valor patrimonial es extraordinario, es lamentable y realmente insólito, en España, no ha ocurrido nunca”.

Ha proseguido el paleontólogo melillense, advirtiendo sobre “los daños”, que el primer perjuicio es “medioambiental” porque “la Agencia de Medio Ambiente controla las poblaciones de murciélagos” y, periódicamente, “van allí, por si hay algún tipo de impacto sobre la fauna”. Desde su posición, es incomprensible “que metan allí a unos chicos, con una música horrorosa, que no es de Vivaldi, y me imagino que los murciélagos habrán salido espantados a otros lugares”.

En segundo término, ha aludido al menoscabo “ético”, interpelando, retóricamente, “¿qué pasaría en Atapuerca si ocurriera esto, sería realmente insólito, no podría pasar, entonces, por qué ocurre en Lucena, qué tenemos de especial en Lucena?".

Barroso ha expuesto que “no se nos ha consultado nada, ni por parte del Ayuntamiento ni desde el área de Patrimonio Histórico”. Concluye apuntando que “hay sistema de dobles puertas, para que no haya cambio climático, para preservar temperaturas y humedades, y haces un acto de puertas abiertas, dejas que entre la gente y creas un impacto ambiental importante, me parece profundamente lamentable”.

Los requisitos exigidos a esta iniciativa, desarrollada entre las once de la mañana y las dos de la tarde, se limitaron a certificar y comprometer la presencia de personal de la Delegación de Patrimonio Histórico. Un solo requerimiento frente, según ha indicado el concejal no adscrito, Vicente Dalda, a las 24 obligaciones demandadas a los titulares de un Castillo Hinchable para su  montaje en el Paseo de Rojas.

Dalda ha asegurado que técnicos y funcionarios municipales “al darse cuenta de que lo que allí se hacía no era lo correcto, intentaron que se acabara la actuación musical, haciendo caso omiso los responsables, por lo que tuvo que intervenir la Policía Local”. En este sentido, anticipa que demandará “todo tipo de explicaciones al alcalde, como presidente de la junta de gobierno local ante una grave irresponsabilidad”.