Lucena

Jauja y su Belén Viviente se solidarizan con la familia cuya vivienda destruyó un incendio

Jueves, 06 Diciembre 2018 10:53 Redaccion 
La recaudación íntegra acumulada en los puestos instalados en esta aldea los percibirá el residente Francisco Quesada
Representación del Belén Viviente de Jauja. Representación del Belén Viviente de Jauja.
Más de un centenar de figurantes de la aldea lucentina de Jauja escenifican un Belén viviente –y benéfico- este próximo fin de semana en la Plaza de la Iglesia. Los ingresos que genere esta quinta edición se donarán a los vecinos que perdieron su hogar por una nefasta deflagración.

Rafael Gómez, delegado de la alcaldía, ha explicado que los recursos obtenidos en la venta de productos tradicionales en los diferentes compartimentos se entregarán a la familia de Francisco Quesada, cuya vivienda, ubicada en la Calle Molino, se incendió por completo. Así, el importe resultante “va a ser para comprarle algo que necesiten” a quienes “desgraciadamente” les ardió la casa hace un par de meses”. Expone Gómez que “las asociaciones, con muy bien criterio, desde mi punto de vista, así lo han decidido”.

Las sesiones comenzarán, tanto el viernes como el sábado próximos -7 y 8 de diciembre-, a las seis y media y a las ocho de la tarde. Los colectivos que participan en esta recreación son Esto es Jauja, Jaunil, Asociación de Vecinos, Jauja Sport, una Peña de Flamenco y el Coro Parroquial.

Y ya, más adentrado, en la época exactamente Navideña, el domingo 23, un día antes de Nochebuena, los Campanilleros de Luque protagonizan un Pasacalles que recorrerá, entre otras, la Calle Pleito, adornada, con luz, elementos ornamentales y árboles característicos de este lapso, por sus propios vecinos. Desvela el alcalde pedáneo que “les tienen preparado una chocolatada, anís, migas y dulces típicos porque, por primer año, los vecinos se han unido” para engalanar este tramo de Jauja.